Construir una marca personal en LinkedIn, cómo hacerlo

LinkedIn es una potente red de contactos que permite a los usuarios conectarse con profesionales de su sector. Al construir una marca personal en LinkedIn, puedes ayudar a impulsar tu reputación y aumentar tus oportunidades de crecimiento profesional.

En los próximos años será aún más importante desarrollar una fuerte presencia en LinkedIn, ya que las empresas que contratan buscan cada vez más a quién conoces y qué puedes ofrecer.

En esta guía, hablaremos de todo lo que necesitas saber sobre la creación de una marca personal en LinkedIn. Compartiremos la definición de marca personal, los beneficios de la marca personal en LinkedIn y algunos consejos sencillos y rápidos para crear una marca personal.

En este otro artículo te explicamos también cuáles son las mejores horas para publicar ofertas de empleo en LinkedIn.

¿Pero qué es esto de la marca personal?

La marca personal es el proceso de desarrollar una marca que te represente a ti y a tus objetivos profesionales y personales. Una marca personal ayuda a que la gente sepa lo que represen tas y lo que eres.

Tener una marca personal es importante porque te permite controlar tu propia imagen y tu reputación. Cuando se hace correctamente, la marca personal puede ayudarte a destacar entre tus competidores, aumentar tu visibilidad e impulsar tu carrera, tus oportunidades de trabajo y las ventas de tu empresa.

¿Y por qué hacer Marca Personal en LinkedIn?

Pues bien, LinkedIn es una gran plataforma para construir una marca personal. Te permite crear un perfil en el que mostrar tus habilidades, tu experiencia y tu logros. También puedes conectar con otros profesionales y establecer relaciones, compartir contenidos y también encontrar trabajo, conectar con potenciales clientes e impulsar tu carrera profesional. Es importante que te tomes el tiempo necesario para crear tu marca personal en LinkedIn.

6 razones para construir una marca personal en LinkedIn

1. Hacer crecer las relaciones con los demás

Hay muchas razones para construir una marca personal en una red social como LinkedIn, pero quizás la razón más importante es que te va a permitir establecer relaciones con otras personas.

Cuando compartes tu historia y lo que te hace único, la gente se sentirá atraída por ti. Querrán saber más sobre ti y sobre lo que te hace funcionar. A medida que tus relaciones crecen, también lo hace la red de personas que puede ayudarte a alcanzar tus objetivos.

2. Conseguir el trabajo soñado

Otra razón para construir una marca personal en LinkedIn es conseguir el trabajo de tus sueños. Tener presencia en esta red social te ayudará a destacar entre la competencia y mostrar a los posibles empleadores que te tomas en serio tu carrera profesional.

Tener una marca personal fuerte también te permitirá construir relaciones con otros profesionales en tu campo, lo que puede conducir a interesantes oportunidades en el futuro.

3. Oportunidades de asociación con otras personas influyentes

La siguiente razón para tener una fuerte presencia en las redes sociales es que puedes construir relaciones con personas influyentes. Cuando dos o más personas influyentes se asocian, pueden compartir sus audiencias y crear una poderosa conexión.

Esto puede ayudarles a prestar un mejor servicio a sus seguidores y a proporcionar contenido valioso que su audiencia apreciará muchísimo. Asociarte con otros influencers también te permite construir nuevas relaciones y conexiones.

4. Crear una buena primera impresión

Quizás una de las mejores razones y ventajas de construir una marca personal es causar una fantástica primera impresión. Los potenciales empleadores o clientes a menudo investigarán tus perfiles en redes sociales antes de reunirse contigo o contratarte, por lo que es importante que te asegures de que se queden impresionados.

5. Construir una audiencia comprometida

Cuando se trata de crear una marca personal en las redes sociales, los beneficios son infinitos. Para empezar, si creas y cultivas una marca personal sólida, podrás crear una audiencia comprometida.

Esta audiencia comprometida será más propensa a prestar atención a tu contenido, a compartirlo con sus amigos e incluso a comprar tus productos o servicios.

6. Véndete a ti mismo

Una de las mejores ventajas es que mostrarte a diario puede ayudar a venderte mejor. En el competitivo mercado laboral que tenemos actualmente, es más importante que nunca destacar entre la multitud. Una marca personal sólida puede ayudarte a conseguirlo.

Las redes sociales ofrecen una gran oportunidad para mostrar tus habilidades y talentos. Al compartir tu trabajo, puedes atraer la atención de potenciales empleadores o clientes.

13 consejos para construir una marca personal en LinkedIn


1. Optimizar el perfil de búsqueda

LinkedIn es una poderosa herramienta para los profesionales, y es importante sacar el máximo partido a tu perfil si quieres construir una marca personal. Una forma de optimizar tu perfil es utilizar palabras clave en tu titular y en el resumen. Esto ayudará a los potenciales empleadores y clientes a encontrarte cuando busquen en LinkedIn candidatos o profesionales con habilidades específicas.

2. Sube una foto profesional

Otro factor importante a tener en cuenta es subir una foto profesional de alta calidad en la que se vea claramente tu cara. Una buena foto te hará parecer más creíble y ayudará a que la gente recuerde quién eres.

Se recomienda tener un fondo de un solo color, como el amarillo o el azul, con una imagen de corte redondo. Para añadir un fondo de color, primero tienes que eliminar el fondo original de la imagen. Puede hacerlo con algún editor de de fotografía como Photoshop.

3. Añade una foto de portada

Añadir una foto de portada a tu perfil de LinkedIn es una forma estupenda de mostrar tu marca personal. Una foto de portada profesional ayudará a la gente a entender rápidamente quién eres y lo que puedes hacer.

Asegúrate de que tu foto sea de alta calidad y muestre tu personalidad. Puedes añadir un enlace a tu web o a tu blog en la descripción de la foto, o incluir otra información de contacto, como tu dirección de correo electrónico o tu número de teléfono.

4. Optimiza la URL del perfil

Cuando vayas a crear tu perfil de LinkedIn, asegúrate de incluir tu URL personalizada. Esta es la dirección web que aparecerá en los resultados de búsqueda y cuando la gente haga clic en tu nombre en LinkedIn. Lo ideal es que sea lo más fácil posible para que la gente te encuentre con facilidad.

Además de tu nombre, puedes incluir palabras clave que sean relevantes para tu industria o para tu profesión. Esto también ayudará a los posibles empleadores y clientes a encontrarte cuando busquen esas palabras clave.

5. Añade un titular optimizado

Cuando alguien ve tu perfil, lo primero que ver es tu nombre y el titular que hayas puesto. Asegurate de aprovecharlo al máximo y añade tus logros y otras palabras clave para que el titular sea atractivo.

Además, en tu nombre, también puedes añadir alguna habilidad en el lugar del Apellido para que ésta también sea visible cuando alguien busque un servicio relacionado con esa palabra clave. De este modo, no sólo harás visible tu perfil en LinkedIn sino también en Google.

6. Añade tus habilidades, experiencia y formación

LinkedIn es una gran plataforma para construir tu marca personal. Cuando vayas a crear tu perfil, asegúrate de añadir tus habilidades, experiencia y formación. Esto ayudará a que la gente te encuentre y sepa más sobre ti. También es recomendable añadir todas las certificaciones que hayas hecho hasta ahora.

7. Hacer crecer tus conexiones

Una de las cosas más importantes es hacer crecer tus conexiones. Puedes hacerlo invitando a personas que conoces a conectarse contigo en LinkedIn, o uniéndote a grupos relacionados con tu sector o intereses.

Se recomienda enviar solicitudes de conexión personalizadas a personas de tu sector, ofrecer tu servicio o presentarte. No seas muy directo si quieres vender algo, pero esta es la mejor manera de establecer relaciones personales en LinkedIn y generar clientes potenciales.

8. Pide a otros que avalen tus habilidades

Una forma de construir tu marca es pedir a otros que avalen tus habilidades. Cuando le pidas a alguien que avale tus habilidades, asegúrate de proporcionarle ejemplos concretos de cómo has utilizado esas habilidades. Y asegúrate de darles las gracias cuando lo hagan.

9. Escribe una buena descripción en la sección “Acerca de”

Otro elemento clave de LinkedIn es la sección “Acerca de”. Aquí es donde puedes compartir más información sobre ti y sobre tu trabajo. Asegúrate de incluir palabras clave que describan tus habilidades y tu experiencia. Esto ayudará a la gente a encontrar tu perfil cuando busquen profesionales con esas habilidades.

10. Publicar posts a diario

La mejor manera de utilizar LinkedIn y construir una marca personal es publicar posts diariamente. Esto te ayudará a mantenerte en el top of mind y a mantener tu perfil fresco. Puedes compartir consejos como estos que te estoy dando yo, secretos de crecimiento, etc. relacionados con tu especialidad y que puedan ayudar a otras personas.

También puedes compartir tus opiniones sobre eventos o tendencias a través de la función de artículos de LinkedIn. Asegúrate de incluir un enlace a tu sitio web o a tu blog para que la gente pueda saber más sobre ti.

Es posible que tengas una agenda muy apretada para estar publicando posts a diario. Para ayudarte, existen diferentes herramientas para programar publicaciones. Así, por ejemplo, en un día podrás dejar listas todas las publicaciones del mes.

11. Haz público tu perfil

Una forma de maximizar el impacto de tu perfil de LinkedIn es hacerlo público. Los perfiles públicos permiten a cualquier persona en LinkedIn ver tu perfil y ponerse en contacto contigo, independientemente de si están conectados a ti. Esto puede ayudarte a atraer nuevas oportunidades y conexiones.

12. Utiliza las newsletters de LinkedIn

Si no estás utilizando ya esta funcionalidad, estás perdiendo una gran oportunidad de llegar a más personas. Los boletines de LinkedIn te permiten compartir tu contenido con un público más amplio. También puedes utilizarlos para promocionar la última publicación de tu blog, el lanzamiento de un producto o un evento.

Para asegurarte de que tu boletín llega al mayor número de personas, dirígete a tu audiencia y personaliza el contenido. También puedes utilizar diferentes tipos de contenido, como imágenes, vídeos e infografías.

13. Comprometerte con los demás

Cuando se trata de LinkedIn, una de las cosas más importantes que puedes hacer es relacionarte con los demás. Esto no significa simplemente enviar algunos mensajes aquí y allá. Significa tomarse el tiempo para leer las publicaciones de otras personas, darles a “me gusta” y hacer comentarios sobre ellas.

 

Puedes comenzar a aplicar este consejo dandole a “me gusta” y dejando un comentario en este vídeo.

Esto no sólo te ayudará a construir relaciones con otros en LinkedIn, sino que también te ayudará a construir tu propia marca personal.

Conclusión

En conclusión, es importante potenciar tu marca personal en LinkedIn. Siguiendo los consejos proporcionados en este artículo, puedes desarrollar una gran presencia en esta plataforma y aumentar tus posibilidades de encontrar un trabajo o hacer networking con otros profesionales. Espero que este contenido te haya resultado de interés.

¿Cuál es la mejor hora para publicar una oferta de empleo?

Conocer cuáles son las mejores horas para publicar es algo imprescindible. Principalmente, para que nuestro trabajo no sea en vano. Todo planing se puede ir al traste por no tener saber las mejores hora para publicar, pues significa perder tiempo, dinero y trabajo. En este post de Filmijob te contamos a qué horas debes colgar tu contenido en internet. Así, tu oferta de trabajo llegará al máximo de personas.

Primero debes hacerte unas preguntas: ¿cuál será la red social en la que voy a publicar la oferta de trabajo? ¿LinkedIn? ¿Instagram? ¿Facebook? Dependiendo de la red social, tu público será distinto. Además, influyen el rango de edad y los tipos de conexiones. Por lo tanto, antes de publicar hay que definir el público objetivo, el sector al nos queremos dirigir y la frecuencia de publicación.

El estudio aclara las mejores horas para publicar:

Sproutsocial realizó un estudio en las diferentes redes sociales sobre cuáles son las mejores horas para publicar. Destacó que “a lo largo de 2020 y en 2021, las redes sociales se volvieron más importantes (…) para que las personas mantuviesen una conexión instantánea, para encontrar nuevas tendencias, pasatiempos y se mantengan al día”.

¿Qué pistas da el análisis?

El estudio estableció que las mejores horas para publicar son: de martes a jueves, de 9 de la mañana hasta el mediodía. Los días idóneos son los martes y los miércoles. El peor día es el sábado. Dicho esto, si quieres publicar una oferta de trabajo y obtener mayor visibilidad, hazlo de martes a jueves y evita días del fin de semana. Tampoco lo hagas a altas horas de la madrugada/tarde. Así pues, el uso de LinkedIn – la red profesional más importante para relacionarnos laboralmente – cae significativamente a esas horas.

Instagram

En 2020, Instagram continuó mejorando funciones y aportó a usuarios nuevas formas de compartir contenido. Potenció su función “explora”, que permite obtener recomendaciones según tus gustos. Por ello, Instagram se ha convertido en el lugar perfecto para dar visibilidad a personas y empresas. Sobre todo, para que las marcas diversifiquen y potencien su identidad visual. De esta manera, tanto personas como empresas, serán atractivas para usuarios. Entonces podremos fomentar el Inbound recruiting, es decir, que la gente nos busque para trabajar.

Se estableció que el mejor día para publicar es el martes, de 11 de la mañana a 2 de la tarde, y las mejores horas son de lunes a viernes, a las 11 de la mañana. Sin duda, en la lectura de la tabla podemos apreciar que el peor día es el domingo.

Facebook

La red social Facebook se ha consagrado como la plataforma más usada. En el grafico podemos observar que la franja de uso es practicante de 24 horas. Esto puede ser un punto fuerte para la difusión de ofertas de trabajo, pero también muy malo a la hora de la planificación. Sin duda, los peores momentos para hacer una publicación es de 10 de la noche a 1 de la madrugada. A partir de las 2 de la madrugada su uso se incrementa notablemente. Las mejores horas para publicar son los martes, miércoles y viernes, de 9 de la mañana a 1 de la tarde. Y el peor día para publicar es el sábado.

En resumen:

Si quieres publicar una oferta de trabajo y tener el mayor alcance, los mejores días para publicar son de martes a viernes por la mañana, hasta el mediodía. Los peores son los fines de semana. No obstante, hay que coger con pinzas estos datos, pues son globales y técnicos. Para un mayor alcance, hay que hacer una lectura social y tener claro a qué tipo de público objetivo nos vamos a dirigir. Por ello, tendremos en cuenta su edad, sus horarios y su situación social y laboral. Tampoco olvidemos que las redes nos ofrecen herramientas para conocer a los seguidores, por lo que, saber cuál es nuestro público, es clave para triunfar.