Cómo se mueve el empleo entre los jóvenes en la actualidad

Los jóvenes prefieren un empleo en entornos muy digitalizados y sostenibles

El empleo entre los jóvenes tiene una enorme importancia. En sólo dos años, el porcentaje de jóvenes de entre 16 y 29 años que no trabajan ni estudian ha aumentado un 34% según datos del Ministerio de Trabajo. No sólo se trata de jóvenes que no estudian, sino de todos aquellos que ya han terminado sus formaciones superiores, medias y bajas y se encuentran ahora en el paro. Sin empleo. En total, son dos millones jóvenes en esa situación. Actualmente se pierde mucho talento e innovación en las empresas españolas al no proporcionar más opciones laborales a los jóvenes. Sobre todo, en empleos relacionados con las nuevas tecnologías, cuyos principales nativos y traductores son los jóvenes.

Los datos del desempleo, según el Instituto de Estadística, se estabilizan del segundo trimestre de 2020 a este año, situándose en torno al 15 %. La diferencia se nota más entre mujeres y hombres. En el caso de las mujeres el desempleo sube. Hasta el 17% en el mismo tiempo, mientras que la de hombres desciende para situarse en el 13% en 2021. El empleo entre los jóvenes ha de tenerse muy en cuenta.

¿Cómo está el empleo y el emprendimiento?

El emprendimiento coge fuerza entre el público juvenil. En 2019, el número de jóvenes que formaban parte de los programas de emprendimiento era de un 37%. Ahora corresponde a casi a la mitad del total, un 49%. Una de las consecuencias de la pandemia es el interés de los jóvenes por emprender su propio negocio, ya que en él encuentran una mayor estabilidad al poder tomar sus propias decisiones y rumbo hacia un futuro deseado. La contingencia actual fomenta la incertidumbre, un fenómeno que debemos fulminar.

Entre 2020 y 2021, los sectores en los que se generan más negocios son servicios y comercio. Independientemente de la edad. Sin embargo, las personas mayores de 30 años apuestan por la hostelería. Las personas más jóvenes se centran en consultorías especializadas, como diseño y artes gráficas, o marketing, comunicación y publicidad. Igualmente, son negocios muy digitalizados y sostenibles, como la comercialización de productos ecológicos, cosmética natural, potenciación de comercio local y de segunda mano, energías renovables, etc.

En cuanto a las ideas de negocio y planes de empresa que todavía no se han constituido como negocio, cabe destacar el aumento de interés de la población joven en el sector de cultura, ocio y deporte, comparado con las personas mayores de 30 años. Un aumento en diferentes ámbitos que se han visto impulsados en los últimos años. El avance de las nuevas tecnologías ha producido la globalización del ocio. Plataformas como Netflix, HBO, Amazon prime, los Esports han crecido de una manera muy rápida. La gente necesita ocio y se ha puesto de manifiesto que es uno de los empleos del futuro. Es el futuro previsto para los jóvenes.

Puntos de venta

Con el modulo Puntos de venta potenciarás tu marca y nunca te faltarán empleados

Las tiendas físicas son locales en los que las personas pueden acceder a productos o servicios que ofrece una empresa. Proporcionan gran visibilidad para nuestra organización. Nos conocerán tanto las personas que nos busquen como las que pasen de manera casual por la carretera. Conoce el módulo “Puntos de venta” de Filmijob.

Si posees un lugar físico para el contacto con tus clientes, te encantará el servicio que te ofrecemos. Con él podrás tener tu recinto geolocalizado y facilitar el proceso de inscripción de tus empleados.

Taco Bell utiliza este tipo de módulos. Obtendrás toda la información al pasar por la puerta del recinto. Será tan sencillo como escanear el código QR con la cámara de tu teléfono móvil y con un clic podrás mandar toda tu información. El módulo Puntos de venta aporta significativas ventajas.

Escaparate de Taco Bell

¿Qué ventajas ofrece este servicio?

  1. Podrás aprovechar tu tienda como punto de captación de empleados. De esta manera, facilitarás el cumplimiento de la normativa de protección de datos evitando recoger curriculums en papel.
  2. Aumentarás el conocimiento sobre tu marca. Cualquiera que se inscriba podrá obtener toda la información que desees sobre tu marca.
  3. Elimina las barreras de comunicación, potencia la relación entre el departamento de RRHH y los gerentes de las distintas tiendas, permitiendo al gerente la posibilidad de delegar.
  4. Ofertas siempre abiertas. Durante los 365 días del año cualquier persona podrá inscribirse para trabajar en tu local. Se produce un reclutamiento preventivo. Por lo tanto, si te quedas sin empleados, tendrás una lista de cuáles pueden ser los próximos.

Si quieres disfrutar de las ventajas que ofrecen nuestros módulos, contacta con nosotros a través de la pagina de  Filmijob, o bien, a través de LinkedIn, Instagram o e-mail. Porque, si deseas obtener el mejor talento, nosotros podemos ayudarte.

5 Consejos para aumentar la productividad después del verano

El verano puede tumbar nuestra productividad, si no recuperamos nuestros hábitos

La productividad después del verano puede no ser la misma. En vacaciones nos relajamos, adquirimos nuevos hábitos y nos dedicamos más tiempo a nosotros mismos. Cuando volvemos de vacaciones todo esto se acaba y, regresar a la rutina de un día para otro, puede ser muy duro. Nos cuesta arrancar en el trabajo y en muchas ocasiones la procrastinación toma el poder. Dejamos para mañana lo que podemos hacer hoy porque sentimos que no tenemos ganas o que no podemos.

La concentración también toma un puesto muy importante. Tras las vacaciones es más difícil centrarse, dado que nos distraemos con más facilidad. Pero todo esto tiene una fácil y rápida recuperación con estos cinco consejos de Filmijob:

1. Define unas pocas metas

Si quieres que algo ocurra, tienes que hacerlo. Establece cuánto tiempo le vas a dedicar a algo y cuándo lo vas a tener hecho. Organiza tu agenda y haz un seguimiento de tus progresos. Lo importante es que lo tengas a mano para poder ver y recordar cuál es tu avance. No te establezcas demasiados objetivos, tienes que ser realista y consciente de tus capacidades y estado.

2. Elimina todas las posibles distracciones.

Venimos del verano, de estar todo el día de paseo, pendientes de las redes sociales y del entorno en general. Deja fuera todo esto y elimina lo que te pueda distraer. Deja el trabajo multitarea para otro momento, durante el paso de una cosa a otra es más fácil distraerse.

3. Organiza tus descansos.

Piensa en las tareas que debes hacer y déjate las más sencillas para los momentos en los que estés saturado. De esta manera, conseguirás desconectar y tomarte un mini descanso mientras sigues avanzando.

4. Vuelve a recrear tu rutina o haz una nueva.

Quizás los primeros días cueste, pero somos seres de hábitos. Cuando creamos una rutina, es fácil seguirla y es beneficiosa, ya que aumenta mucho nuestra productividad. Otra parte esencial es analizar nuestras rutinas antiguas y eliminar los hábitos improductivos, como revisar el e-mail, las redes sociales, las actualizaciones…

5. Elige bien tu trabajo.

A veces pretendemos ayudar a todo el mundo o nos involucran en proyectos que escapan de nuestro margen de tiempo para el trabajo. Esto en muchas ocasiones es estresante y tumba de lleno el resto de nuestros proyectos. Tienes que aprender a decir no. Por tanto, no te involucres en proyectos que no necesitas y que interferirán en tu trabajo real.

Recuerda que mejorar la productividad después del verano depende de cómo apliques estos cinco consejos. El equipo de Filmijob desea que sirvan de ayuda en el día a día de tu empresa.

El reconocimiento en el trabajo

El feedback laboral permite mejorar al personal de tu empresa

El reconocimiento, en esencia, puede parecer algo sencillo. Consiste en dar nuestra opinión o realizar una acción y recibir una respuesta. Como en Filmijob conocemos que el entorno de trabajo cambia significativamente, valoraramos las acciones que surgen dentro de él. Cuando realizamos este acto, pueden ser percibidas con connotaciones negativas, especialmente porque estamos acostumbrados a resaltar el mal trabajo. La complicación surge cuando intentamos mantener el delicado equilibrio entre sinceridad y positividad. El feedback laboral permite mejorar. Tiene que ser un acto que se centre en el conocimiento y el reconocimiento mutuo de las labores, ya sean buenas o malas, y que precisamente este ayude a mejorar.

Es una nueva cultura que está en auge, aunque muchas empresas actualmente huyen de tales prácticas, excusándose en la falta de tiempo o la incomodidad que generan. Afortunadamente, se perciben éxitos percibidos muy elevados, pues aumentan la motivación, confianza y autonomía de los empleados. Permite un pleno desarrollo de las facultades.

Como te ha explicado Filmijob, estamos inmersos en una cultura que insiste en remarcar lo negativo o el trabajo mal hecho con el fin de cambiar o corregir esa postura, pero también existe el feedback laboral que permite mejorar, o sea, el positivo. Este remarca el trabajo bien hecho y perpetúa el conjunto de prácticas realizadas con logros. Pero, ¡ojo!, no hay que confundir el feedback positivo con el elogio gratuito. También tenemos que entender que, para una buena práctica, no debemos maquillar el feedback “negativo”. El principal objetivo es crear un ambiente sano y honesto que permita crecer al equipo.

¿Cómo conseguimos un buen feedback en el trabajo?

1. Piensa en tu objetivo.

Cuando lanzamos un comentario, muchas veces no pensamos cuál es la finalidad de este. Uno sobre el trabajo ajeno puede tener consecuencias fatales, así que, intenta decirlo de la mejor manera posible y teniendo claro qué quieres conseguir.

2. Planifica.

Debes pensar qué le vas a decir y cómo. También es práctico que, si eres su jefe, planifiques una reunión. Así, la otra persona sabrá que tienes que comunicarle algo importante. Se irá preparando.

3. Busca un buen momento.

Dependiendo de qué le tengas que comunicar, escoge un lugar u otro. En el pasillo, en el almuerzo o quizás con un par de emails baste. Asegúrate de que esa persona tiene tiempo y no le vas a suponer un impedimento. Recuerda: el feedback laboral permite mejorar.

4. No interpretes la realidad.

Es decir, muchas veces intentamos ver el trasfondo de las palabras o leer entre líneas. Esto sólo nos llevará a malentendidos. Cíñete a la conversación, estrictamente a lo que se dijo.

5. Tienes que ser concreto y mencionar hechos, no características.

Céntrate en qué es lo que quieres decir y comunícaselo de una manera concreta, sin dar rodeos y poniendo ejemplos de la realidad.

6. No maquilles la realidad.

Di lo que piensas con educación, para que, si hay algún problema, sea solventado de la mejor manera posible. Maquillar la situación sólo nos llevará a malentendidos.

7. Escucha al otro. 

Aunque la iniciativa sea tuya, procura escuchar lo que te tiene que decir la otra persona.

El verano es la mejor época para encontrar trabajo

Aprovechar el verano en tu formación puede darte trabajo para el resto del año

Encontrar trabajo en el verano puede ser más sencillo que en otras épocas. Según los análisis de empleabilidad, en septiembre las contrataciones aumentan en gran medida. Por lo tanto, la época de reclutamiento incide directamente sobre los meses de verano. Las empresas se han dado cuenta de las ventajas que ofrece hacer el reclutamiento en los meses de verano, sobre todo después de la contingencia actual, ya que las plataformas de empleo mediante videoconferencia están en auge. Han agilizado el proceso drásticamente. Eso combinado con la flexibilidad de las jornadas de verano, crea el clima perfecto. Nos permite realizar entrevistas de trabajo de una manera más sencilla y cómoda, para el reclutador y para el candidato. Como ya sabes, todos estos beneficios los ofrecemos desde Filmijob.

¿Cuáles son las pautas para encontrar trabajo en el verano?

Emplear el tiempo libre:

El futuro se encuentra en constante cambio y por ello también ha cambiado el perfil de los profesionales. La digitalización estaba en auge, pero ha pegado un gran sprint en el último año. Debido a esto, las formaciones en materia digital han cogido gran peso. Se hace necesario controlar aplicaciones en lo relativo para videoconferencias, gestión de archivos en nubes digitales o control de ordenadores a remoto. Es importante estar formado en estos ámbitos, la gran mayoría de empresas han estado teletrabajando y la solvencia informática es de gran valor. Nadie quiere a alguien torpe digitalmente, así que, fórmate para encontrar trabajo en el verano, o bien, en cualquier otra época del año.

Diseña tu imagen:

Desgraciadamente, a veces, la imagen que proyectamos afecta significativamente a nuestro trabajo. De tal manera que el diseño de nuestro currículum y nuestras redes sociales puede repercutir directamente. Emplea parte de tu tiempo en crear un buen currículum que refleje todos tus conocimientos y habilidades, algo que sea agradable a la vista y apetezca leer. También gestiona tus redes sociales adecuadamente. Ponte las pilas con LinkedIn y elabora una buena estética.

Elabora un videocurrículum:

Como hemos dicho antes, el reclutamiento mediante videollamadas es lo más usado en el último año. Te animo a que grabes un vídeo a modo de currículum contando tu experiencia y estudios. Es una forma de destacar con respecto al resto de candidatos y de acercarte más al reclutador. Podrás demostrar tus habilidades de comunicación de una manera sencilla y controlada.

Lleva a cabo tus proyectos:

Si estás pensando en emprender, hazlo. Muchas empresas prefieren pagar por servicios a contratar a alguien directamente. Esta iniciativa puede abrir mucho tu mercado y permitirte facturar dinero de diversas entidades. Emplea el verano en investigar y reflexionar si tu modelo de negocio puede ser viable.

Cómo eliminar errores del reclutamiento

Hay que evitar los errores en el proceso de reclutamiento, pues pueden tumbar nuestro negocio

El proceso de reclutamiento es fundamental en una empresa. Gracias a él, conseguiremos encontrar a un personal que hará brillar nuestra empresa. Los procesos se hacen largos y tediosos, pero existen herramientas para agilizar todas esas etapas. En Filmijob disponemos de infinidad de herramientas para que no cometas errores en procesos de reclutamiento. Encontrarás el mejor talento y realizarás el proceso con tranquilidad.

Los errores más comunes en el proceso de reclutamiento y selección de personal:

1. Reclutar a personal sin haber definido el puesto o las funciones:

Hay que tener claras las funciones, así como el puesto que quieres que se desarrolle. Describir el puesto sin tratar de ver a la persona y plantearnos preguntas como: ¿cuáles son las actividades a desarrollar? ¿Qué resultados se exigirán en el puesto? Definirlo es la base para enmarcar los perfiles. Es esencial para conseguir un empleado que encaje. Una descripción no debe de resumirse en un listado, sino en una silueta de habilidades y aptitudes.

2. Definición inadecuada del perfil del puesto:

Debe de definirse en función del hueco que vaya a cubrir esa persona. Al margen de lo que nosotros queramos o nos guste, tenemos que medir y saber qué demanda el puesto. Uno de los errores en procesos de reclutamiento es no diferenciarlo de lo que deseamos nosotros. Por ello, deberemos de preguntarnos qué perfil demanda o qué nivel necesita. También es importante valorar el nivel de experiencia.

3. Buscar fuera a la persona que puedes tener ya dentro de tu organización:

A veces nos da miedo desvestir a un santo para vestir a otro. Busca los perfiles dentro de la empresa y habla de manera sincera con ellos. Considerar a candidatos internos motiva, no sólo al que estás dando la oportunidad. Con esto, mandas un mensaje a tu empresa, le dices que brindas oportunidades de crecimiento a los miembros. Se desarrollarán como individuos propios y dentro de la empresa. Les aportarás experiencias nuevas y posibilidad de adquirir conocimientos.

4. Ofrecer falsas expectativas de trabajo o crecimiento:

Este es uno de los errores en procesos de reclutamiento. Es necesario que el candidato conozca las condiciones reales del trabajo. Es recomendable hablar con sinceridad durante la entrevista. Por ello, hay que mostrar las condiciones de su trabajo, su salario, sus prestaciones, las compensaciones por horas extra y cuántos pagos tendrá. No le crees falsas expectativas que provoquen su marcha de la empresa.

5. Contarle al candidato con detalle qué queremos, antes de que él nos cuente quién es:

A veces empezamos las entrevistas dando demasiados datos. Contamos qué se busca exactamente. Esto puede ser peligroso, pues nuestro entrevistado se amolda y proyecta en función de lo que se le ha contado. Por esta razón, hay que definir el puesto y el tipo de persona que se busca. Cuando tengamos a nuestro candidato enfrente, dejaremos que sea él quien exponga su perfil y nosotros valoraremos si encaja o no.

6. No considerar la compatibilidad de candidatos externos con tu organización:

Cuando contratas a una persona, no sólo lo haces para que ocupe un puesto. Pasa a formar parte de una organización y de un equipo de trabajo. Por tanto, una mala elección puede suponer la disolución del equipo. Hay que buscar que la persona sea compatible con el entorno y la cultura empresarial.

7. Buscar al candidato perfecto:

Tenemos que ser conscientes de que no existe el candidato perfecto, pues en la mayoría de los casos el candidato no va a reunir nunca el 100% de los requisitos. Si ya tienes creado el perfil del candidato y las características que necesitas, hay que distinguir cuáles son las más importantes, las indispensables y cuáles son las deseables.

8. Basar la elección de candidatos en elementos subjetivos o triviales:

Cuando la persona que está seleccionando no tiene herramientas adecuadas o conocimientos necesarios, las entrevistas se basan en elementos poco útiles. Como, por ejemplo, basarse en una primera impresión o recomendaciones (nadie presenta una recomendación mala), entre otros aspectos. Debido a esto, hay que estructurar las entrevistas y valorar las cualidades del candidato. ¿Cuáles son sus puntos fuertes? ¿Qué funciones ha desempeña en sus otros trabajos?

En definitiva, hay que evitar errores en procesos de reclutamiento, pues pueden tener efectos negativos en la vida de tu empresa. Ahora que conoces las recomendaciones, procura no caer en ellos.

¿Cuál es la mejor hora para publicar una oferta de empleo?

Conocer cuáles son las mejores horas para publicar es algo imprescindible. Principalmente, para que nuestro trabajo no sea en vano. Todo planing se puede ir al traste por no tener saber las mejores hora para publicar, pues significa perder tiempo, dinero y trabajo. En este post de Filmijob te contamos a qué horas debes colgar tu contenido en internet. Así, tu oferta de trabajo llegará al máximo de personas.

Primero debes hacerte unas preguntas: ¿cuál será la red social en la que voy a publicar la oferta de trabajo? ¿LinkedIn? ¿Instagram? ¿Facebook? Dependiendo de la red social, tu público será distinto. Además, influyen el rango de edad y los tipos de conexiones. Por lo tanto, antes de publicar hay que definir el público objetivo, el sector al nos queremos dirigir y la frecuencia de publicación.

El estudio aclara las mejores horas para publicar:

Sproutsocial realizó un estudio en las diferentes redes sociales sobre cuáles son las mejores horas para publicar. Destacó que “a lo largo de 2020 y en 2021, las redes sociales se volvieron más importantes (…) para que las personas mantuviesen una conexión instantánea, para encontrar nuevas tendencias, pasatiempos y se mantengan al día”.

¿Qué pistas da el análisis?

El estudio estableció que las mejores horas para publicar son: de martes a jueves, de 9 de la mañana hasta el mediodía. Los días idóneos son los martes y los miércoles. El peor día es el sábado. Dicho esto, si quieres publicar una oferta de trabajo y obtener mayor visibilidad, hazlo de martes a jueves y evita días del fin de semana. Tampoco lo hagas a altas horas de la madrugada/tarde. Así pues, el uso de LinkedIn – la red profesional más importante para relacionarnos laboralmente – cae significativamente a esas horas.

Instagram

En 2020, Instagram continuó mejorando funciones y aportó a usuarios nuevas formas de compartir contenido. Potenció su función “explora”, que permite obtener recomendaciones según tus gustos. Por ello, Instagram se ha convertido en el lugar perfecto para dar visibilidad a personas y empresas. Sobre todo, para que las marcas diversifiquen y potencien su identidad visual. De esta manera, tanto personas como empresas, serán atractivas para usuarios. Entonces podremos fomentar el Inbound recruiting, es decir, que la gente nos busque para trabajar.

Se estableció que el mejor día para publicar es el martes, de 11 de la mañana a 2 de la tarde, y las mejores horas son de lunes a viernes, a las 11 de la mañana. Sin duda, en la lectura de la tabla podemos apreciar que el peor día es el domingo.

Facebook

La red social Facebook se ha consagrado como la plataforma más usada. En el grafico podemos observar que la franja de uso es practicante de 24 horas. Esto puede ser un punto fuerte para la difusión de ofertas de trabajo, pero también muy malo a la hora de la planificación. Sin duda, los peores momentos para hacer una publicación es de 10 de la noche a 1 de la madrugada. A partir de las 2 de la madrugada su uso se incrementa notablemente. Las mejores horas para publicar son los martes, miércoles y viernes, de 9 de la mañana a 1 de la tarde. Y el peor día para publicar es el sábado.

En resumen:

Si quieres publicar una oferta de trabajo y tener el mayor alcance, los mejores días para publicar son de martes a viernes por la mañana, hasta el mediodía. Los peores son los fines de semana. No obstante, hay que coger con pinzas estos datos, pues son globales y técnicos. Para un mayor alcance, hay que hacer una lectura social y tener claro a qué tipo de público objetivo nos vamos a dirigir. Por ello, tendremos en cuenta su edad, sus horarios y su situación social y laboral. Tampoco olvidemos que las redes nos ofrecen herramientas para conocer a los seguidores, por lo que, saber cuál es nuestro público, es clave para triunfar.

Claves para entender y trabajar con la Generación Z

Trabajar con la Generación Z implica una visión totalmente distinta. Esta nueva generación ya ha aterrizado en el mercado laboral.

Son los 100% nativos digitales

Trabajar con la Generación Z es todo un reto. Obtener un buen empleo, estable, duradero, que responda a expectativas y nos permita cualificarnos profesionalmente, es uno de los sueños de casi todas las personas. Sin embargo, quizá no sea así para las nuevas generaciones.

Para trabajar con la Generación Z, que se ha incorporado al mundo laboral, es prioritario entender quiénes son. Se trata de los nacidos en los últimos años de los 90 y principios del 2000. Son nativos digitales, multipantalla. Han conformado su mente y su comunicación con nuevas tecnologías. No las usan como herramientas, sino como parte de sí mismos. Son la primera generación 100% digital, capaz de controlar unas 5 pantallas simultáneamente.

¿Cómo se comporta esta generación?

Suelen ser muy autónomos, autodidactas y creativos. Tienen la capacidad de aprender de una manera muy acelerada, ya que se han desarrollado con la información al alcance de su mano. Su actitud es muy proactiva, constantemente en movimiento, con una fácil adaptabilidad a nuevos entornos y facilidad para moverse por diferentes nichos sociales.

Están acostumbrados a la diversidad. Se han criado en la globalización, han vivido grandes etapas de aprobación de leyes sociales, como la aprobación del matrimonio entre personas del mismo sexo, leyes de igualdad para la mujer o políticas para favorecer a la inmigración. Están acostumbrados a la inclusión y la diversidad.

Nacieron en la época de la creación y los avances. La creatividad es uno de sus puntos fuertes, Internet los ha llenado de referencias y conocimientos. Suelen decantarse por las metas a corto plazo, prefieren ir escalando poco a poco e ir cumpliendo méritos para motivarse y no perder la atención, ni la energía.

Suelen preferir la flexibilidad horaria, más de la mitad de la generación Z perciben la flexibilidad horaria como un factor de confianza para la empresa. También buscan una buena conciliación familiar y horarios alterados con facilidad. Son, por lo general, enemigos de los horarios cerrados, aunque en compensación con esto, capaces de ejercer sus labores donde sea necesario.

Cómo ser atractivos laboralmente para la Generación Z

Con este nuevo perfil y el empuje hacia la evolución digital constante, los sectores de recursos humanos se verán obligados a transformarse. De tal manera que, con la llegada de esta generación al mercado laboral, estas son las prácticas de RRHH que aumentarán:

  1. Ofertas de trabajo únicamente a través de teléfonos móviles, los ordenadores ya quedaron para trabajos más pesados. Las relaciones sociales surgen a través de la pequeña pantalla, y eso incluye la vida laboral. Se acabaron los anuncios en periódicos, en tablones universitarios y en puertas de oficinas. Miles de personas te verán con sólo un clic. Miles te responderán.
  2. Lluvias de ofertas laborales a través de Twitter y LinkedIn. Las redes sociales ofrecen miles de posibilidades, grupos de trabajo, apps de trabajo, redes sociales de trabajo, tablones de anuncios para trabajos… Toda una ciudad digital.
  3. Vídeoentrevistas y vídeocurriculums serán el primer acercamiento laboral y el mas completo, ofrecen una mayor rapidez y una mejor gestión.

En Filmijob trabajamos muy de cerca con esta nueva generación, los recién graduados ya están buscando trabajo. Estamos preparados para trabajar con la Generación Z, y para hacer frente a sus inquietudes y demandas. Por ello, ofrecemos todas las herramientas para atraer y fidelizar el mejor talento en tu empresa. Regístrate ahora con una prueba gratuita de 15 días y comienza a disfrutar de la nueva forma de buscar talento.